Cremas, rellenos y coberturas, Muffins y cupcakes

Cupcakes de limón con frosting de vainilla

Receta de cupcakes de limón caseros, súper esponjosos y sabrosos, con un irresistible frosting de vainilla

Queridos lectores y lectoras, hoy os traigo una receta doble: primero los cupcakes de limón, que son una delicia con y sin buttercream, y segundo el buttercream de vainilla, que sirve no solamente para estos cupcakes sino en general para cualquier pastel o cupcake que requiera buttercream.

Cupcakes de limón con frosting de vainilla
Cupcakes de limón con frosting de vainilla

Recientemente me apeteció un montón hacer unos cupcakes de limón y jugar con mi manga pastelera, y buscando por internet me salió una receta de Sally’s Baking Addiction, y me paré a pensar… este nombre me suena, y creo que me suena de en mis inicios reposteros que en los blogs que leía preparaban recetas de Sally, así que me hizo mucha ilusión dar con ella (aquí tenéis el link de la receta).

Me encanta cuando descubro nuevos blogs de reposteros, como me pasó con el de Donna Hay, que empiezo a leer todo su recetario y a guardar recetas y más recetas, y acabo sin exagerar con 20-30 pestañas abiertas en el navegador de mi móvil de dulces que quiero preparar pero no tengo tiempo.

Al final terminé preparando estos cupcakes para el santo de mi madre, tanto mi madre como mi padre se comieron dos cada uno después de una buena comilona, ¡así que creo que gustaron! 🙂

La receta se prepara muy fácilmente, los cupcakes no tienen pérdida, lo único que tenéis que tener en cuenta es que los ingredientes tienen que estar a temperatura ambiente; y para el buttercream simplemente tenéis que respetar los tiempos de batido y sí, lo siento, las cantidades de azúcar y mantequilla. Cuando empecé a hacer buttercreams y leía las cantidades de azúcar siempre intentaba escatimar, a ver si con 200 gr menos sale, a ver si con 100 gr menos sale, y sale pero no es lo mismo. Lo siento, si vais a hacer buttercream tenéis que asumir que es una «deliciosa focada» si queréis que os salga bien.

Cupcakes de limón con frosting de vainilla
Cupcakes de limón con frosting de vainilla

Así pues, espero que disfrutéis vosotros también en casa con esta monada de cupcakes deliciosos, yo como buena amante de los dulces de limón me han encantado.

Ingredientes:

  • PARA LOS CUPCAKES:
  • 115 gr mantequilla ecológica a temperatura ambiente
  • 200 gr azúcar
  • 2 huevos ecológicos grandes, a temperatura ambiente
  • 1’5 cdtas extracto de vainilla
  • 190 gr harina
  • 2 cdtas levadura
  • 1/2 cdta sal
  • 120 ml leche entera ecológica
  • 1’5 cdas ralladura de limón (de unos 2-3 limones)
  • 80 ml zumo de limón
  • PARA EL BUTTERCREAM:
  • 230 gr mantequilla ecológica a temperatura ambiente
  • 480- 600 gr azúcar glas (yo usé 450 gr)
  • 60 ml nata para montar o leche entera ecológica a temperatura ambiente (yo usé leche)
  • 2 cdtas extracto de vainilla

Pasos:

En un bol, con la ayuda de unas varillas eléctricas o la KitchenAid (velocidad media-alta), batir bien la mantequilla + azúcar hasta que quede una mezcla suave, luego bajar la velocidad (media) e ir añadiendo los huevos uno a uno, y el extracto de vainilla.

En otro bol, tamizar la harina + levadura + sal, y reservar.

Bajar la velocidad de nuevo (media-baja) e ir añadiendo la harina tamizada cucharada a cucharada hasta que esté totalmente integrada.

Por último, añadir la ralladura de limón + zumo de limón + leche.

Preparar la bandeja de magdalenas, cubriendo cada hueco con un papel de magdalena, y rellenarlos a dos tercios de su capacidad.

Hornear durante unos 20 minutos o hasta que al pincharlos con un palillo salga limpio, y al sacarlos dejarlos sobre la bandeja caliente 5 minutos y luego colocarlos sobre una rendija hasta que terminen de enfriarse.

Para el frosting, primero batir bien la mantequilla en un bol con la ayuda de la KitchenAid (velocidad alta), mínimo unos 2 minutos, hasta que coja un tono pálido y quede cremosa. Mientras, tamizar el azúcar glass, bajar la velocidad de la KitchenAid, y añadir el azúcar glass + leche + extracto de vainilla, batir unos 30 segundos para que se incorporen los ingredientes mínimamente (así evitamos que nos salga una nube de azúcar) y volver a subir la velocidad a alta para terminar de batir unos 2 minutos más. Si veis que está muy dulce podéis corregir con un poco de sal.

Colocar el buttercream en una manga pastelera con la boquilla que más os guste y decorar los cupcakes. Para decoraciones adicionales yo por ejemplo los espolvoreé con un poco de ralladura de limón, pero si lo hacéis recordad ponerla justo antes de servirlos ya que de lo contrario un ácido con una base láctea podría cortarse.

Salen 12 cupcakes

¡A disfrutar!

2 comentarios sobre “Cupcakes de limón con frosting de vainilla”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.