Galletas

Galletas de almendra exprés

Deliciosa receta de galletas de almendra, sin gluten y sin huevo, ¡todo un vicio a cualquier hora del día!

Además de exprés, estas galletas tienen una descripción mucho más larga: deliciosas, mantecosas, exprés, sin gluten y sin huevo. ¿Qué os parece?

Galletas de almendra exprés
Galletas de almendra exprés

La verdad es que últimamente ando liada con mil cosas, entre el trabajo, la perrita, el maridito, el blog, la pintura, y el día a día en general… no me da la vida ni para ponerme a cocinar, pero claro no voy a resistirme a tener mi rincón repostero vacío (más que nada porque sino mi desayuno consiste en un triste café solo, sin nada que lo acompañe) así que busqué una receta sencillita para preparar, ¡y bingo!

Me encanta usar almendra molida en repostería, tanto para bizcochos como para galletas le da un sabor y una textura únicos. La receta de las galletas que os traigo hoy es una base, pero podéis personalizarla como queráis: con frutos secos (nueces, almendra, pistacho,…), trozos de chocolate, guindas, ralladura de limón o de naranja,… Yo por ejemplo hice la mitad básicas y la otra mitad con pistacho y quedaron ambas deliciosas.

Y otra cosa que me ha encantado es que para preparar la masa se tarda, literalmente, 5 minutos, más luego otros 5 minutos en hacer las formas de las galletas, realmente la excusa de falta de tiempo no sirve en este caso 😉

Salen unas 20 galletas, depende claro del tamaño que las hagáis, yo añadí un 25% más de cantidad a la masa para que me salieran algo más (ya que me pongo, ‘me pongo!).

La receta la encontré navegando por internet, es de King Arthur y viendo su blog seguro que prepararé alguna otra receta suya.

Ingredientes:

  • 100 gr almendra molida
  • 45 gr mantequilla ecológica
  • 20 gr azúcar glas
  • 1 pizca de sal

Pasos:

Precalentar el horno a 180º

Para esta receta es muy importante que la mantequilla esté en punto pomada, es decir, muy blandita (más que a temperatura ambiente). Para conseguirlo podéis usar mi TRUCO IRENE de ponerla unos 30 segundos en modo descongelar en el microondas.

En un bol, tamizar la almendra molida + azúcar + sal. Incorporar la mantequilla y con la ayuda de las varillas eléctricas o la KitchenAid (velocidad media) mezclar bien todos los ingredientes, hasta que quede una mezcla homogénea con la que se pueda trabajar.

Cubrir una bandeja de horno con papel de horno, y con las manos hacer bolitas con la masa (del tamaño algo más grande que una avellana), luego chafarlas con la base de una cuchara si las queréis hacer más planitas o si queréis darle un bonito efecto rallado chafarlas con un tenedor.

Hornear durante unos 8 minutos, hasta que los bordes empiecen a coger color. Al retirarlas del horno, dejarlas unos 5 minutos sobre la bandeja caliente antes de pasarlas a la rendija para que terminen de enfriarse.

Salen unas 20 galletas

¡A disfrutar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.