Muffins y cupcakes

Banana muffins (con miel)

Fácil y sabrosa receta de Nigella Lawson para preparar unos muffins de plátano con un toque de miel, ideales a cualquier hora del día

De vuelta de vacaciones… ¡qué bien me han sentado! He de reconocerlo… he echado mucho de menos mi cocina y sobretodo mi horno, lo primero que he hecho al volver a casa, a parte de deshacer la maleta, ha sido ponerme a cocinar. Me relaja tanto… me pongo mi música preferida y me pasan las horas volando.

Tenía mil recetas del libro de Nigella en mi lista por hacer, así que como no me decidía por ninguna le he pedido a mi maridito que eligiera él por mí, y su elección han sido los banana muffins (¡buena elección cariño!).

Banana muffins (con miel)
Banana muffins (con miel)

La verdad es que estoy escribiendo estas líneas mientras están en el horno… ¡¡¡madre mía qué bien huelen!!! ¿Sabéis qué me ha sorprendido de la receta? Que para ser de Nigella…. ¡¡¡no llevan azúcar!!! Esto es una novedad en sus dulces, que en mi opinión abusan siempre de tener mucho azúcar, estos muffins llevan miel y plátano, ¿serán así más sanos?

Bueno, el caso es que con ellos ya tengo los desayunos y meriendas apañados, al menos hasta dentro de unos días, y una receta menos en mi reto Irene-Nigella 🙂

Ingredientes:

  • 30 mantequilla ecológica
  • 60 gr miel
  • 1/2 cdta extracto de vainilla
  • 2 plátanos grandes maduros
  • 150 gr harina
  • 1 cdta levadura (colmada)
  • 1/2 cdta bicarbonato
  • 1/2 cdta canela
  • Pizca de sal

Pasos:

Precalentar el horno a 190º

Poner la mantequilla junto con la miel y el extracto de vainilla en una sartén a fuego muy bajo, e ir removiendo poco a poco de vez en cuando hasta que se fundan los ingredientes y quede una mezcla homogénea, luego retirar del fuego y dejarlo enfriar unos minutos, mientras preparamos el resto de ingredientes.

Chafar los plátanos con la ayuda de un tenedor.

Mezclar con la ayuda de un colador fino la harina + levadura + bicarbonato + canela + sal.

Añadir la mezcla de mantequilla y miel a los plátanos chafados, y mezclarlo con la ayuda de un tenedor hasta que estén bien incorporados todos los ingredientes.

A continuación, añadir esta mezcla a la mezcla seca, y batir a mano con la ayuda de una espátula, con cuidado de no sobrebatir, ya que son muffins, no importa que queden grumos.

Con la ayuda de una cuchara de helados, servir bolas de masa de muffin en los respectivos moldes cubiertos con un papelito de muffin hasta 3/4 de su capacidad, y hornearlos durante 25 minutos. Como en todos los pastelles y muffins, recordad dejarlos unos minutos en la bandeja caliente antes de pasarlo a la rendija, donde los dejaremos enfriar del todo.

Salen 12

¡A disfrutar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.