Bizcochos y pasteles

Brown butter apple blondies

Receta de blondies de manzana y mantequilla tostada: cremosos, ligeros y con un toque especiado… ¡absolutamente irresistibles!

Queridos amigos y amigas lectores, hoy os traigo una receta que la verdad nunca había leído ni probado hasta ahora y que nos encantó, la preparé para el santo de mi suegra y voló medio blondie después de una buena comilona, ¡no digo más!

Brown butter apple blondies

Los blondies vienen a ser el primo hermano del brownie por su forma de preparación y por el resultado, pero cambian los ingredientes y, claro está, no llevan chocolate (negro al menos, si recordáis en el pasado preparé unos blondies de chocolate blanco que estaban de muerte). Mi maridito insistía en que le pusiera unas pepitas de chocolate blanco, pero yo no las veo la verdad, y además es que por él todo llevaría pepitas de chocolate ¬¬

La preparación de estos blondies es muy sencilla, pero hay dos pasos que no se pueden saltar. El primero es tostar la mantequilla (por algo se llaman «brown butter»), pero este paso es muy fácil, simplemente hay que poner la mantequilla en una sartén pequeña y calentarla para que se dore durante unos 5-8 minutos. El resultado es una beurre noisette, es decir, una mantequilla con sabor a avellana por el color y el ligero sabor tostado que adquiere.

Por otra parte las manzanas, antes de añadirlas a la masa hay que saltearlas unos 5 minutos en la sartén con un par de cucharadas de azúcar moreno para que pierdan su textura y queden más blanditas.

En la receta original se proponía un glaseado por encima del blondie que yo obvié totalmente ya que llevaba 180 gr de azúcar glas, y el blondie ya es bastante dulce de por sí así que no le pega nada este glaseado.

El resultado es francamente delicioso: un blondie ligero por la cantidad de manzana que lleva, con la masa ligeramente poco hecha que hace que quede muy cremoso, y con un toque especiado por la canela y la nuez moscada.

¿Os apetece un trozo? Pues ahí va la receta que, por cierto, es del blog de Sally’s Baking Addiction (aquí tenéis su link), ya veis que últimamente preparo muchas suyas y es que son una maravilla.

Ingredientes:

  • PARA LAS MANZANAS:
  • 2 manzanas medianas, peladas y cortadas a dados
  • 2 cdas sirope de ágave o azúcar moreno (yo usé azúcar moreno)
  • 1/8 cdta canela
  • PARA EL BLONDIE:
  • 230 gr mantequilla ecológica
  • 290 gr harina
  • 1’5 cdta levadura
  • 1/2 cdta sal
  • 1 cdta canela
  • 1/4 cdta nuez moscada
  • 330 gr azúcar moreno (os recomiendo poner menos, con 250 gr sería suficiente)
  • 2 huevos ecológicos grandes a temperatura ambiente
  • 1’5 cdtas extracto de vainilla
  • PARA EL GLASEADO DE MANTEQUILLA TOSTADA (¡yo no lo hice!)
  • 60 gr mantequilla ecológica
  • 180 gr azúcar glass
  • 30 ml leche ecológica
  • 1/4 cdta extracto de vainilla

Pasos:

El primer paso, como os comentaba en la introducción, es tostar la mantequilla. Si tenéis una sartén o cazuelita con el fondo blanco os será más fácil ver rápidamente el cambio de color, de lo contrario podéis utilizar una normal perfectamente. Poner la mantequilla en la sartén a fuego medio hasta que se funda, a continuación empezará a espumar, seguir removiendo con una cuchara o tenedor y pasados unos 5-8 minutos la mantequilla empezará a coger un tono tostado y a oler deliciosamente. Cuando llegue este momento, retirar del fuego, colar y dejarla reposar para que baje la temperatura.

El segundo paso es preparar las manzanas, para ello ponerlas en una sartén junto con las cucharadas de sirope o azúcar moreno y la canela, y saltear a fuego medio durante unos 3-5 minutos, hasta que pierdan parte de su consistencia y se ablanden. Reservar.

Precalentar el horno a 180º

Untar con margarina una bandeja apta horno de unos 9-13 cm y cubrirla con papel de hornear, presionando con los dedos para que se adhiera bien a las paredes.

En un bol, con la ayuda de unas varillase eléctricas o la KitchenAid (velocidad media), mezclar la mantequilla tostada + azúcar moreno + huevos + extracto de vainilla, y reservar.

En otro bol, tamizar la harina + levadura + sal + canela + nuez moscada. Verter los ingredientes húmedos sobre los secos y con unas varillas manuales o una espátula mezclarlo con cariño, con movimientos envolventes, hasta que estén todos los ingredientes incorporados (quedará una masa densa). A continuación añadir las manzanas y ayudar a que se incorporen a la masa.

Verter la masa sobre el molde, aplanar la superficie con una espátula y hornear durante unos 35 minutos o hasta que al pincharlo con un palillo salga (casi) limpio. Al sacarlo del horno dejarlo un par de minutos sobre la bandeja caliente y luego pasarlo a una rendija para que termine de enfriarse.

Para el glaseado que, como os he dicho antes, yo no hice, tostar la mantequilla como os he indicado anteriormente (de hecho podéis tostarla con la mantequilla del principio, toda junta). Con unas varillas manuales añadir a la mantequilla el azúcar glas + leche + extracto de vainilla, y batir bien. Verter sobre los blondies cuando estén fríos.

Salen 8 porciones

¡A disfrutar!

4 comentarios sobre “Brown butter apple blondies”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.