Tartas

Tarta de lima

Receta de Nigella Lawson para preparar una sabrosa y refrescante tarta de lima, con base de galleta y relleno muy cremoso. ¡Una maravilla!

Por fiiiin, ¡¡¡mi primera tarta del libro!!! Tenía muchas ganas de preparar esta tarta de lima, pasaba y pasaba veces por la página… pero siempre había algún bizcocho o muffin que preparar, pero ahora era el momento: a 30º dentro de casa, necesitaba preparar algo fresquito urgentemente.

Tarta de lima
Tarta de lima

Creo que lo he dicho mil veces… me encantan los pasteles de limón, por lo que una tarta de la prima del limón, la lima, tenía que gustarme también, y el resultado es maravilloso. Además, tengo una buena noticia: en el libro hay otra variante de la tarta, así que tendréis dos opciones para elegir cuál os gusta más, la que he preparado ahora que es con una base de merengue y se cocina al horno, y la otra que es con nata y no requiere cocción.

Nigella propone en el libro añadir una cucharada de cacao a la base de galleta, yo esta vez no lo he hecho, pero me guardo el truco que me parece muy buena idea.

Así que aquí os dejo la receta siguiendo mi reto Irene-Nigella, espero que os guste tanto como le ha gustado a mi família 🙂

Ingredientes:

  • PARA LA BASE DE GALLETA
  • 200 gr galletas tipo digestive
  • 50 gr mantequilla ecológica a temperatura ambiente
  • PARA EL RELLENO
  • 5 yemas de huevo grande ecológico
  • 400 gr leche condensada ecológica
  • Ralladura de 3 limas
  • 150 ml zumo de lima (unas 4-5, yo la verdad he puesto 3)
  • 3 claras de huevo grande ecológico

Pasos:

Empezamos preparando la base de galleta que es súper fácil, solo hay que triturar la galleta con la mantequilla, y aquí cada uno tiene su técnica. Yo por ejemplo lo hago con la minipimer porque desgraciadamente no tengo una picadora o cosas parecidas, pero mi maridito tiene el truco de poner las galletas en un trapo y aplastarlas con un rodillo. El caso es que, sea como sea que lo hagáis, tenéis que triturarlas bien, sin que queden «migas gordas».

Cuando ya esté toda la galleta bien triturada, ponerla en un molde de 23 cm aplastando la masa bien con las manos, y la dejamos reposar en la nevera mientras preparamos el relleno.

Precalentar el horno a 160º

Con la ayuda de la KitchenAid o de unas varillas eléctricas, batir bien las yemas hasta que queden gruesas, y a continuación añadir la leche condensada + ralladura de lima + zumo de lima, y batirlo bien.

Por otra parte, batir las claras a punto de nieve hasta que queden picos, el TRUCO DE MAMI aquí es batir hasta que des la vuelta al bol y no se caigan. Parece imposible… pero es así como quedan bien 🙂

Luego añadir las claras batidas a la otra mezcla con la ayuda de una espátula, ya que no queremos que se nos bajen. Batir ligeramente a mano hasta que esté todo bien incorporado, pero repito, ojo no se os baje la masa.

Verter la masa sobre la base de galleta, y hornear durante 25 minutos hasta que el relleno quede bien firme. Aviso a navegantes: probablemente cuando saquéis la tarta del horno se os baje el relleno si os había subido mucho, ¡es normal!

Dejar enfriar en una rendija antes de desmoldar.

Salen 6-8 porciones.

¡A disfrutar!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.